La historia real de la película The Ring.

Comparte

En el año 2002 se estrenaba en cines la película de The Ring, siendo recibida con muy buenas críticas por parte del público, y con unas escenas que le hacen honor a la categoría de terror psicológico. Debido a su éxito en la pantalla grande, se desarrollaron un par de películas más, las cuales están centradas en Samara, la niña pequeña que podemos observar en la cinta.

A pesar de que la trama de la película es, afortunadamente, totalmente ficticia la historia y el origen de Samara, no lo es, y está basada en leyendas y personajes reales muy arraigados a la cultura japonesa. The Ring, esta basada en una novela escrita por Koji Susuki en el año 1991 y en ella, el verdadero nombre de Samara es Sadako Yamamura una chica con poderes sobrenaturales que cargaba con una maldición. Al cumplir 19 años, Sadako decide unirse a un grupo jóvenes actores y se enamora de un chico el cual la quiere a pesar de su inestabilidad emocional. Un día, mientras se encontraban en un set de grabación por medio de los altavoces comenzaron a escucharse unas voces de ultratumba las cuales maldijeron a cada uno de los jóvenes presentes y a los pocos días no quedaba ninguno de ellos con vida excepto Sadako; esta, era su maldicion. La chica entra en una gran depresión y va al hospital a buscar a su padre quien se encontraba internado ahí. Es entonces cuando un medico abusa sexualmente de ella y al terminar su horrendo acto comienza a golpearla brutalmente para después aun viva ser arrojada a un pozo. Más tarde nos enteramos de que la chica no murió sino que estuvo viviendo 30 años en la oscuridad absoluta.

Hasta aquí termina la novela, sin embargo, ¿Qué tiene de real todo esto? sin embargo Eran los comienzos del siglo XX, y en Japón, Europa y Estados Unidos, los fenómenos paranormales estaban siendo investigados ampliamente. Existían 2 grandes mujeres con supuestos poderes paranormales en Japón, estas eran Chizuko Mifune y Sadako Takahashi, ¿Te suena Sadako? Chizuko Mifune, era una clarividente, que supuestamente podía detectar enfermedades y curarlas simplemente con sus manos. Como era de esperarse, sus habilidades llamaron la atención de muchísimas personas, y fue el profesor Tomokichi Fukurai, de la Universidad de Tokio quien se encargo de realizar un estudio sobre si esto era real o no.

El profesor, acordó realizar una muestra publica de los poderes de Chizuko, pero durante el evento, algo salió mal y los asistentes acusaron de fraude a la chica Esto además de acabar con su carrera, acabo con la vida de la mujer, quien en medio de una profunda depresión, decidió quitarse la vida. A pesar de la muerte de la chica, el profesor Fukurai siguió investigando los fenómenos psíquicos de Japón, y esta vez, se dirigió a con Sadako Takahashi. Sadako, tenia el supuesto poder de proyectar imágenes mentales sobre papel fotográfico, o en la mente de otras personas, una habilidad que recibe el nombre de “Fotografía del pensamiento”, sin embargo, Takahashi también fue acusada de fraude, y al igual que Chizuko, ingirió una gran cantidad de veneno para quitarse la vida. En estas dos mujeres se baso la historia de Samara, pero, ¿En qué basa su aspecto tan macabro? En Japón, existe una leyenda sobre fantasmas muy famosa, se trata de los Onryou, que son quienes regresan a la tierra, en busca de venganza después de haber sufrido de una muerte violenta, como Sadako, que fue asesinada por un doctor, o Samara, quien fue asfixiada por su madre.

Una característica muy distintiva de Samara, es la forma tan extraña que tiene de moverse, la cual esta basada en una danza Japonesa de los años 60 llamada Butou. Este estilo único de movimiento, fue rescatado por cineastas japoneses y usado en diferentes películas de terror, generalmente siendo practicantes de esta danza quienes hacen los movimientos. ¿Te suena algo familiar la película de La maldición? Así que no, Samara no vendrá a matarte después de ver su video.


Comparte

Deja una respuesta